¿Mi Verso está vivo?

IMG_4573.JPG
Mientras medito desde la cama, con mi perro Keita acostado encima mi, el porqué no me ha llegado la fama, recuerdo el poema de Emily Dickinson Fame is a Fickle Food, es curioso que la “Dama de Blanco” reflexionara sobre la fama cuando no le interesaba nada. Solo publicó 7 poemas en vida, unos cuantos 3 o 4 tal vez sin su autorización. Los otros, a su petición, sin su firma. Dejaba que muy poca gente leyera sus poemas y por pocas. Quizá unas dejó que 5 personas leyeran sus poemas directamente; sin embargo le interesaba una cosa: en una ocasión le mando sus poemas al crítico literario Thomas Wentwoth Higginson diciéndole “¿Sr. Higginson, estará demasiado ocupado para decirme si mi Verso está vivo?”.

Probablemente debería dejar de pensar en la fama y preocuparme solos de si mi Verso está vivo.

Una respuesta a “¿Mi Verso está vivo?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s