Archivo de la categoría: Traducciones

La función del humor en el barrio

 

Creo que en momentos como el que estamos viviendo la poesía sirve para encontrar un lugar donde acomodarnos y sentirnos cómodos y darle voz a nuestras emociones. La poesía puede funcionar como el humor en éste poema de Allison Pitinii Davis que es el poema del día de poets.org, pueden suscribirse a su Newsletter si quieren recibir un poema diario.  El poema habla de la tradición judía, como se hace obvio desde  la primera línea cuando se menciona al shtetl, que Wikipedia define como: “una villa o pueblo con una numerosa población de judíos, en Europa Oriental y Europa Central, antes del Holocausto“.

La función del humor en el barrio

––Con un verso de Louise Glück

El humor funciona en el barrio igual que funcionaba en el shtetl: como la
única manera de estar en un mundo que insiste en tu dolor. Algo
por lo cuál te habrían disparado. Si quieren que llores, las lágrimas son evasivas;
si quieren que seas vulnerable, la vulnerabilidad es una excusa; si
quieren una confesión, tu confesión es barata. “Cuando
hablo apasionadamente, /es cuando menos pueden confiar en mí”. Es un
privilegio llorar cuando reír es ahogarse en la historia. Ay,
diáspora: hace setenta y cinco años me habrían puesto en la cámara de gas
junto a mis hermanas, y ahora estoy aquí, yendo por leche en un auto con calefacción. ¿Hay otro chiste mejor? Sin embargo, hay tantos chistes
en este barrio, que es difícil reírse de alguno.
Dínoslo a nosotros.

 

Elegí traducir este poema y compartirlo porque me recordó sobre la función del humor en estos tiempos difíciles, que aunque no se asemejan nada al holocausto, nos recuerda la importancia de los chistes y el humor. Gracias por leer este blog, y durante este mes seguiré traduciendo poemas para compartirlos con ustedes. Con suerte se pueda convertir en un regreso más duradero. Un abrazo.

San Valentín

dez-light-f11

Después de leer tantas veces San Valentín esta mañana, recordé este poema de la escocesa Carol Ann Duffy que tiene poemas de amor que me gustan mucho más que este, pero este poema es tierno y sarcástico a la vez y es divertido y es triste por momentos, pero sobre todo es perfecto para hoy. La traducción es mía.

 

San Valentín

 

Ni una rosa roja, ni un corazón de satén.

 

Te doy una cebolla.

es una luna envuelta en papel marrón.

Promete luz

como desvestir cuidadosamente el amor.

 

Toma.

Te cegará con lágrimas

como un amante.

Hará de tu reflejo

una foto temblorosa del dolor.

 

Estoy tratando de ser honesta.

 

No es una linda carta ni un besograma.

 

Te doy una cebolla.

Su beso feroz que se quedará en tus labios,

posesivo y fiel

como nosotros

el mismo tiempo que nosotros.

 

Tómala.

sus círculos platinados se encogen hasta ser anillos de bodas,

si quieres.

 

letal.

su aroma se aferrará de tus dedos,

se aferrará a tu cuchillo.

Al año nuevo

Feliz año nuevo a todos con este poema de W.S. Merwin. La traducción es mía.

 

Con que calma finalmente

apareces en el valle

tu primer rayo de luz se agacha

para tocar la punta de unas pocas

de las hojas altas que no se mueven

como si no lo hubieran notado

y no te conocieran para nada

luego suena la voz de la paloma

lejos de sí misma

en la tranquilidad de la mañana

 

este es tu sonido

aquí y ahora sin importar

si alguien lo escucha aquí

es donde llegamos con nuestra edad

nuestro conocimiento tal cual

y nuestras esperanzas tal cual

invisibles para nosotros

inmaculadas y posibles aún

Trata de alabar el mundo mutilado

Este poema de Adam Zagajewski, apareció en el New Yorker el 24 de septiembre del 2001 y, según cuenta Mary Oliver, fue compartido entre la gente, de mano en mano, en los días posteriores al ataque a las torres gemelas. Después de lo que parece que ha sido un medio año difícil, me pareció adecuado compartirlo. La traducción es mía de la traducción al inglés de Clare Cavanagh.

 

Trata de celebrar el mundo mutilado

 

Trata de celebrar el mundo mutilado.

Recuerda los largos días de junio

las fresas silvestres y las gotas de vino rosado.

Las ortigas que se desbordan metódicamente

en las casas abandonadas de los exiliados.

Debes celebrar el mundo mutilado.

Viste los barcos y los yates elegantes:

a uno de ellos le esperaba un largo viaje

mientras que al resto le esperaba solo el salado olvido.

Viste a los refugiados yendo a ninguna parte,

oíste a los verdugos cantar alegremente.

Debes celebrar el mundo mutilado.

Recuerda los momentos que pasamos juntos

en una habitación blanca y la cortina revoloteaba.

Recuerda el concierto en que la música estallaba.

En otoño recogiste bellotas en el parque

y las hojas se arremolinaban en las cicatrices de la tierra.

Celebra el mundo mutilado

y la pluma gris que perdió un ruiseñor,

y la delicada luz que vaga y desaparece.

1 nopoema de E. E. Cummings

11535860_10152822170301930_6428040441256003656_n

Hace unos días encontré este poema en Facebook atribuido a Cummings y me enamoré,  así que lo traduje; sin embargo, por alguna extraña razón, y porque tengo mucho de escéptico. Decidí antes de compartirlo (aquí, lamentablemente en mi Facebook si lo compartí) buscarlo en internet, para saber, si estaba completo, si tenía algún otro título o alguna información que me faltara. Pronto me di cuenta que el poema era un misterio, a muchas personas les gustaba, pero algunos afirmaban que no era un poema de Cummings. Qué era parte de una obra de teatro o de una serie de conferencias publicadas bajo el título “i six non lectures”. Alguien, incluso, en un foro afirmaba que tenía la grabación de la conferencia y que la cita no era así, que una parte le pertenecía a otro poeta.

someday-8

Seguí buscando y después de que un enlace me llevara a otro enlace y a toparme con muchos callejones sin salida pude descifrar la respuesta. Éste “poema” solo es un poema en su segunda parte. El primer verso “Damn everything but the circus!” es, en efecto, una cita de e.e. cummings tomada de una conferencia en la universidad de Harvard. La segunda parte, le pertenece a S. Helen Kelley. La confusión proviene de Corita Kent, una artista y diseñadora de Los Angeles, que publicó un libro con serigrafías de un alfabeto sobre el circo. Corita utilizaba muchas técnicas para su trabajo, entre ellas el collage y, por lo que deduzco (Pues no he podido encontrar una fotografía de buena calidad que me saque completamente de dudas, solo un catálogo de una de sus exposiciones), en la letra W titulada “What every woman knows” Corita unió la cita de Cummings, con el poema de Helen Kelley y creó así una pieza maravillosa. Como pasa regularmente, la pieza debió haberse ido transmitiendo como un juego de teléfono descompuesto, hasta que solo quedó este poema híbrido atribuido a Cummings. Por cierto, “Helen Kelley” parece haber sido una monja compañera de Corita quien además de artista era monja católica y educadora en varios colegios.

89ae0d27-95e8-4333-8e1f-504ab2e14ad6

Les comparto este poema, o quizá nopoema para aludir a las nonlectures de Cummings.

¡Al diablo todo menos el circo!
Al diablo todo lo que es gris, aburrido,
sin vida, sin riesgos, hacia adentro,
al diablo todo lo que no entre en el círculo,
que no disfrute.
Que no lance su corazón a la tensión,
a la sorpresa, al miedo y la delicia del circo,
el mundo redondo,
la existencia llena.

Sr. Darcy – Poema de Victoria Chang

duelingdarcys1w

Este poema apareció por primera vez en poets.org de este poema dice Victoria Chang “Siempre me han intrigado los personajes masculinos en novelas como Orgullo y prejuicio, como el señor Darcy. Este poema es parte de una serie de poemas que exploran los deseos y las obsesiones.”

Sr. Darcy

Luego estamos en el asiento trasero de un auto besándonos

no de forma suave sino uno en que nuestras

manos están en la mejilla del otro sosteniendo

la cabeza del otro como si se fuera

a caer por qué tanto amor llega al principio

y luego desaparecer luego otra vez al momento

antes de la muerte porque no puede existir el mismo tipo

entre las exhalaciones en la

tarde en la sala de estar en un lugar de disfraces

las niñas pequeñas se visten como princesas una rosa una

azul una amarilla usan tacones de plástico porque

aun creen que nunca van a caer

El lirio azul en el pantano – Edna St. Vincent Millay

IMG_4897.JPG

Hace unos días iba saliendo de mi casa cuando me encontré esta flor, única en el jardín y de inmediato pensé en un Lirio azul, o Blue-Flag pues hace tiempo había traducido en el poema de Vincent Millay Blue-Flag in the Bog. Me pareció una señal muy fuerte de algo, supongo que de ponerme a traducir a Vincent, en fin, quiero compartirles un fragmento. Es uno de los dos poemas de largo aliento que vienen en su tercer libro Second April.

 

Y me asomé entre el humo

hasta que se pudrió, como la niebla:—

ahí, rodeada por el fuego,

¡había un lirio azul en el pantano!

 

Unas pequeñas flamas caminaban

forcejeando, forcejeando hacia su tallo

pero era tan azul y tan alta

¡que las menospreciaba!

 

Rojas y sedientas eran sus lenguas

como deben ser las lenguas de los lobos,

pero eran tan azul y tan alta—

¡Ah, me reí, lloré al verla!

 

Mi corazón entero se volvió una lágrima

toda mi alma se volvió una torre

¡nunca amé tanto

como amé a esa alta flor!

 

Era todos los barquitos

que habían navegado por el mar,

era todos los libritos

que fueron a la escuela conmigo;

 

En sus raíces como garras de hierro

erigiéndose tan azul y tan alta,—

era toda la galante Tierra

con su espalda contra la pared!

Havamal (Fragmento)

Vikings-Lagertha-Katheryn-Winnick-and-Ragnar-Travis-Fimmel

Hace poco por ejemplo me tocó traducir para la serie Vikingos un fragmento de Hávamál, que es un antiguo poema nórdico donde Odin da una serie de consejos a los hombres sobre cómo vivir.  En la serie, el fragmento lo recitan de memoria algunos vikingos, después de la batalla, para recordarle a uno de ellos que no debe enamorarse. La traducción está basada en la versión de la serie que prefiero no reproducir aquí, pero pongo otra versión en inglés. En negritas está lo que es de la versión de la serie y la traducción, como verán el fragmento está muy cortado y la traducción se tenía que adecuar al ritmo y los labios de los que la dicen.

Havamal (Fragmento)

UN ARCO QUE CRUJE, UNA FLAMA QUE TRUENA
UNA OLA SUBIENDO, EL HIELO NUEVO, UNA SERPIENTE ENROSCADA,
LOS HIJOS DE UN REY, UN BECERRO ENFERMO, LOS HALAGOS DE UNA BRUJA
NADIE DEBE SER TAN TONTO PARA CONFIAR EN ESTAS COSAS
EL HOMBRE NO DEBE CONFIAR EN LAS PALABRAS DE UNA MUJER. LOS CORAZONES DE LAS MUJERES ANDAN EN UNA RUEDA GIRATORIA.
AMAR A UNA MUJER FALSA ES COMO CABALGAR SOBRE EL HIELO CON UN POTRO DE DOS AÑOS, O NAVEGAR EN UNA BARCA SIN TIMÓN.

“A CREAKING BOW,” cried the High One, “a burning flame,
a yawning wolf, a croaking raven, a grunting wild boar,
a tree with shallow roots, mounting waves, a boiling kettle,
a flying arrow, tide on the ebb, new ice, a coiled snake,
a bride’s pillow talk, a sword with a hairline, a playful bear,
the sons of a king, an ailing calf, a stubborn thrall, a witch’s flattery,
a fresh copse, a chance encounter with your brother’s murderer,
a half-gutted house, a racehorse – if he lames one leg he will be useless: no man should be such a fool as to trust these things.”

The High One cried, “A man should not trust a woman’s word and he should never rely on her promises. The hearts of women were turned on a whirling wheel and imbued with caprice.

To love a fickle woman is like this: setting out over ice with a two year old colt, unshod, restive and unbroken; or sailing a ship without a rudder in a storm; or hunting reindeer over slippery rocks, with a pulled hamstring.”

Finalmente, sé que el fragmento suena muy sexista, pero hay muchas traducciones al inglés, demasiado diferente una de la otra, tanto que me cuesta trabajo saber realmente que tanto hablaba de la mujer, o de un tipo de mujer, o de su historia con una mujer. La sociedades vikingas eran muy igualitarias, y para ser justos, un poco más adelante, el poema dice “Hablo directamente, porque los conozco a los dos. Los hombres engañan a las mujeres. Entre más bellas las palabras, más falsos los pensamientos.”

Hola, Perro de Boris Vian

chien-2

Esta semana he tenido muchos encuentros con Boris Vian, por fin vi la adaptación al cine de La espuma de los días de Michel Gondry, me dieron la tarea de leer su obra de teatro Forjadores del imperio, que nunca he leído y encima la recomendadísima revista de traducción Asymptote publicó cuatro traducciones suyas del francés al inglés. Muy emocionado por encontrarme tanto a este autor que me encanta, yo que no soy ningún traductor del francés, aunque lo conozco un poco, me di a la tarea de traducir el último de los poemas publicados por Asympote, con ayuda de las dos versiones. El poema, que no conocía, se llama Bonjour Le chien y aquí les dejo mi traducción

Hola, perro

Veo un perro en la calle

Le digo: ¿Cómo estás, perro?

¿Creen que me responda?

¿No? bueno, aun así me responde

y eso no es asunto suyo

Así que cuando veo gente

que pasa sin siquiera ver a los perros

Me avergüenzo por sus padres

y por los padres de sus padres

porque una educación tan mala

exige al menos… y yo no soy generoso,

tres generaciones de una sífilis hereditaria

Pero diré para que nadie se ofenda

que la mayoría de los perros no hablan mucho.

Gracias a mi madre por las clases de piano

IMG_0581.JPG

Un poema para el día de las madres. La traducción es mía, hace tiempo publiqué un fragmento aquí, pero esta es la versión completa que apareció en Círculo de Poesía.

Gracias a mi madre por las clases de piano

El alivio al poner los dedos sobre las teclas

como si caminando en la playa

encontraras un diamante

tan grande como un zapato;

como si

acabaras de construir una mesa de madera

y el olor del aserrín estuviera en el aire,

tus manos secas y ásperas;

como si

hubieras eludido

al hombre en la oscuridad que te ha estado siguiendo

todo la semana;

el alivio

de poner tus dedos en el teclado

tocando los acordes de

Beethoven

Bach,

Chopin

una tarde en que no tenía con quien hablar,

en que los suaves suéteres con forma de anuncios de revista

y el cabello de clase media, republicano, limpio y brillante

entraba a las casas alfombradas

y me dejaba sola

con los pisos desnudos y unos pocos libros

Quiero agradecerle a mi madre

por trabajar a diario

en una oficina gris

en garajes y compañías de agua

le quitaba la crema a su café a los 40

para perder peso. Su pesado cuerpo

escribía sus delicados libros de bibliotecaria

sola, sin un hombre que mirara su rostro

su cuerpo, su prematuro cabello blanco

enamorado

Quiero agradecerle a mi madre

por trabajar y pagar siempre

mis clases de piano

antes de pagar el préstamo al Banco de América

o comprar la despensa

o arreglar nuestro viejo y ruidoso Ford.

Yo era una niña tranquila

con miedo de entrar sola a una tienda

con miedo al agua

al sol

a las hierbas sucias en los traspatios

con miedo al mal aliento de mi madre

y con miedo a las visitas ocasionales de mi padre

al saber que volvería a marcharse

con miedo a no tener dinero

con miedo a mi torpe cuerpo

que sabia

nadie amaría jamás

Pero atravesé tocando

en el viejo piano vertical

que obtuvimos por $10,

toqué a través del miedo

a través de la fealdad,

de crecer en un mundo de comprar en tiendas de baratijas,

y un deseo de amar

un mundo sin amor.

Toqué a través de una cara fea

y de tardes, días, veladas y noches solitarias,

incluso mañanas, vacía

como una lata de café oxidada,

toqué a través del susurro de la primavera

y quise que todo a mi alrededor brillara como una ola angosta

en una playa lisa al atardecer en el sur de California,

Toqué a través de

un sombrero vacío de mi padre en el closet de mi madre

y una cama en la que dormía sólo de un lado,

sin arrugar nunca una pulgada

del otro

esperando

esperando.

Toqué a través de los honores escolares

el único lugar en que podía

hablar

el salón de clases,

o en mis clases de piano, el canario de la señora Hillhouse siempre

cantaba más por mi talento,

como si hubiera dejado una parte de mi cuerpo al entrar

a su casa

y buscara ahora cada pieza de marfil

en el teclado, deslizaba mis dedos en crestas negras

y por suaves rocas

me preguntaba dónde perdí mis órganos,

o mi boca que a veces se abría

como una amapola de California,

ancha y con contrastes,

hermosa en grandes campos,

cerrada por completo día y noche,

Toqué a través de cada edad,

pero todas parecían eternas

o tal vez siempre

viejas y solitarias,

solo quería una cosa, rodeada por las polvosas hojas

con olor amargo de los naranjos,

solo quería ser tocada por el hombre que me amara,

que estuviera ahí cada noche

para poner su larga y fuerte mano en mi hombro,

cuyas caderas despertarían junto a mí en la mañana,

cuyo bigote pudiera acariciar un rostro hasta dormir,

soñando con pianos que hicieran el sonido de Mozart

y Schubert sin pedir

que la vida absorbiera todo

lo que tienes a diario,

sin pedir el vacío

de una pequeña vida tímida.

Quiero agradecer a mi madre

por dejarme a veces despertarla a las 6 de la mañana

cuando practicaba mis clases

y por asegurarse de que tuviera un piano

en donde dejar mis libros de la escuela, todas las tardes.

No he tocado el piano en 10 años,

tal vez por miedo a que el poco amor que he logrado recoger

como polvo, del fondo de los bolsillos

se pierda,

se escape,

hacia la caverna terriblementevacía que soy

si la vuelvo a abrir por completo, alguna vez.

El amor es un hombre

con bigote

que me abraza dulcemente cada noche.

que siempre está ahí cuando necesito tocarlo;

no podría conocer el doloroso

estruendo de la música del pasado

quesu amor evita que golpee, que sacuda,

que retumbe en mi cerebro

que hace todo lo posible para destrozar la precaria materia gris

cuando estoy sola;

él no escucha al canario de la señorita Hillhouse cantar para mi,

cómo le gusta el sonido de mi clase esta semana,

decirme,

confirmarme lo que dice mi maestra,

que tengo un talento para el piano

que pocos de sus alumnos tenían.

Cuando toco al hombre

que amo

quiero agradecerle a mi madre

por las clases de piano

durante todos esos años,

que mantienen el recuerdo de Beethoven,

un atormentado hombre sordo,

en mi mente;

de la belleza que puede venir

incluso de un horrible

pasado.